Arlenne nos comparte su experiencia al visitar un capítulo de BNI en Tailandia, en el marco de la Convención Global de BNI 2018.

Íbamos con pocos días disponibles para conocer, por lo decidimos quedarnos a conocer Bangkok.

Coincidió que uno de los últimos días había sesiones en uno de los capítulos.

Contactamos a Parinya Praphunthatewa, presidente del capítulo, para conocer detalles de su sesión y poder asistir.

Asistí con Lorena Bucio, Directora Ejecutiva de Puerto Vallarta y CDMX Centro, y Alberto Morales, Director Consultor del Equipo de Soporte de BNI Chihuahua.

Ir a la junta ha sido una experiencia espectacular, un idioma y cultura totalmente nuevos para nosotros.

Desde la llegada, aparentemente todo es conocido: una mesa de registro a cargo del Comité de Anfitriones y ellos daban por entendido, cuando veían el pin, que hablamos el mismo idioma.

Participamos en la red abierta con muchos miembros, algunos de ellos hablaban inglés y ayudaban o nos presentaban con aquellos que no podían comunicarse.

Es increíble ver el desarrollo de una sesión tal y como la conocemos en otro idioma e identificar perfectamente en qué punto de la agenda estamos.

Lo que más me gustó fue que al momento de la bienvenida por parte de Parinya, nos presentó y pidió a los miembros presentarse preferentemente en inglés para que pudiéramos saber a qué se dedican y si tenían intenciones de encontrar aliados en América y sobre todo México, poder platicar al final de la sesión.

Tuve la oportunidad de conocer a algunos de los miembros. Algunos de ellos nos compartieron viajes que hicieron a playas mexicanas y coincidimos después en la Conferencia.

Esta experiencia me ha permitido promover y hacer tangible la posibilidad de negocio con otros países.

Entre nosotros no hay fronteras, sólo es cuestión de permitirnos soluciones diferentes que aparentemente no “encajan” con nuestra realidad.

 

Por Arlenne Palomares, Directora Ejecutiva de BNI Chihuahua

 

Categories: Artículos